I'm Live!
Watch Now

De dormir en la calle por sus adicciones a triunfar en el cine y la música; la historia de resiliencia del actor Andrés Castillo

[ad_1]

Tras un pasado oscuro, el joven actor dominicano Andrés Castillo ha resurgido como el ave fénix, y en la actualidad puede presumir de contar con uno de los podcasts más exitosos en Spotify, cinco películas que están por salir, incluyendo dos protagónicos, una serie de televisión y varias canciones que irá sacando durante este 2021.

“Este año tengo cinco películas por salir, dos protagónicos, una de ellas dirigida por Juan Basanta y la otra por Hans García”, confesó emocionado el intérprete durante una entrevista con Diario Libre, destacando que son los dos proyectos cinematográficos más importantes de su carrera.

Además, señaló que este año continúa inmerso en su proceso musical, y adelantó que ahora en enero sale su primera canción que se llama “Ganadores”, una canción muy personal donde narra parte de sus vivencias.

Otro proyecto que lo tiene muy emocionado es su podcast, el que asegura se ha convertido en un éxito en Spotify, al punto de posicionarse número uno en esa importante red social.

“Tengo el podcast número uno de la República Dominicana en Spotify”. Su nombre es “Lenguas calvas”, y en él aborda diferentes temáticas, y responde preguntas del público, algunas muy complejas que aborda desde su propia experiencia de vida.

Él dejó atrás un pasado de adicciones que lo alejó de todo y de todos, pero el amor de su pareja y familia lo encaminaron al nuevo camino, acompañado de ayuda profesional y una voluntad férrea de salir del abismo en el que se encontraba.

Andrés ha tenido que luchar con sus demonios desde muy joven, algunos de ellos que lo pusieron al borde de situaciones muy complicadas.

“A temprana edad me di cuenta que tenía una tendencia a crear caos. Si veo todo muy tranquilo quiero destruirlo, quemarlo todo, es una locura que vive dentro de mi cabeza que yo tengo que controlar aún hoy en día, y eso mezclado con un consumo alto de drogas y alcohol por muchos años, fueron la gasolina para esa locura”, estimó extremadamente sincero, una de sus características más evidentes, según relató.

Y continuó. “Hace menos de dos años, finalmente pude entrar a rehabilitación y tomar las riendas de mi vida”. Todo esto que narra sucedía paralelo a su vida como actor, ya hacía películas.

“Pude tranquilizar esa locura de mi cabeza, enfocarme solamente en cosas positivas, como mi arte y mi música. Tengo un año y medio sobrio de sustancias alucinógenas. Tengo todo muy encajado después de un pasado muy turbulento, producto del pasado mental que tenía, sumado al abuso de sustancias”, reiteró.

Esto lo debió en gran medida al arte, que se convirtió en una especie de catarsis en su vida. “El arte para mí de alguna manera me hizo focalizar esa locura, ahora puedo tener esa manera de poder descargar toda esa energía y focalizarla en mi carrera”, reseñó.

“Sigo teniendo esa tendencia un poco maniática, pero ahora la enfoco en algo positivo”, reafirmó. A pesar de todos estos problemas, el actor aseguró que nunca ha sido víctima de la depresión. “Yo he estado preso, en rehabilitación por cinco ocasiones, he pedido dinero tras vivir en la calle. Cuando era pequeño viví en mansiones y hace cinco años yo viví en la acera de la avenida John F. Kennedy, yo he sabido pedir dinero para consumir drogas o para comer y nada de eso a mí me tumbó el espíritu , sabía que estaba enfermo, que era adicto y que mi familia estaba sufriendo, pero en ningún momento a mi se me quitó el deseo de superarme. Sabía que lo que estaba viviendo era parte de mi recorrido para llegar al éxito”, confesó.

El apoyo de sus seres queridos: su principal vía de escape

“Mi pareja, Priscila, y mi papá, Pedro, fueron las dos personas que, cuando yo había perdido todo por el consumo y la locura, creyeron en mí y en mi talento. En mi futuro y promesa de arte. Estuvieron ahí agarrándome la mano y dándome mi correazo cuando lo necesitaba, pero estuvieron ahí y hoy en día son las dos personas más involucrados en mi carrera”, admitió.

Y así es, de hecho, su papá es el líder de su equipo y su pareja es prácticamente su mano derecha.

De todos los procesos que vivió confesó que lo que realmente le partía el corazón era ver cómo sus seres queridos sufrían por sus acciones.

“Mi familia sufrió mucho a causa de mis acciones y consumos que incrementaban cada día, pero mi familia se dio cuenta que si no me ayudaba como paciente ellos no podían hacer nada. Hasta el día que yo decidí en noviembre del 2019 que tenía que frenar. Ese día yo sané y hoy en día mi familia está tranquila”, sentenció.

La pandemia

Para nadie es un secreto que producto del confinamiento por el la pandemia del coronavirus aumentaron los casos de ansiedad, sin embargo, Castillo confesó que su su caso no fue as, esto porque, según contó por mucho tiempo ha tenido que vivir en cuarentena para enfrentar sus demonios.

“Yo he pasado tantos problemas. He estado en cuarentena por la adicción, que este confinamiento no lo he sentido”, admitió.

Y ha sido al contrario, confesó que le ha ayudado a ser más creativo, componer más y mejor y dedicar tiempo a la gente que tanto le ha apoyado en sus momentos difíciles.

“Durante la pandemia yo lancé nueva música y ahora tengo el podcast más exitoso de República Dominicana, además filmé mi segunda película como película, llamada ‘La otra lucha'”, señaló.

Su consejo a quiénes están una situación similar a la suya

“Les voy a decir algo fundamental que a mí me salvó la vida, yo duré mucho tiempo deseando parar de consumir, pero por vergüenza o miedo a lo que diga mi familia, mis amigos o el público, porque ya yo era conocido, y por ese mido yo casi me muero”, inicia su consejo.

Y continúa: “Yo pasaba sobredosis encerrado, porque tenía miedo de decirle a mi papá, a mi mamá, a mis hermanos o mi pareja, porque tenía miedo de decirles lo que me estaba pasando, entonces mi consejo a los que están pasando por lo mismo es que, no se mueran por vergüenza o por miedo, pidan ayuda, lo menos que puede pasar es que lo ayuden”, concluyó.

Sobre la adicción a las drogas

La adicción a las drogas, que también se conoce como «trastorno por consumo de sustancias», es una enfermedad que afecta el cerebro y el comportamiento de una persona, y produce incapacidad de controlar el consumo de medicamentos o drogas legales o ilegales. Las sustancias como el alcohol, la marihuana y la nicotina también se consideran drogas. Cuando eres adicto, posiblemente sigas consumiendo la droga a pesar del daño que causa.

La drogadicción puede empezar con el consumo experimental de una droga recreativa en situaciones sociales y, en algunas personas, el consumo de la droga se vuelve más frecuente. En otras personas, en especial con los opioides, la adicción a las drogas empieza con la exposición a medicamentos recetados, o al recibir medicamentos de un amigo o un familiar al que se los recetaron.

El riesgo de adicción y la rapidez con que te vuelves adicto varían según la droga. Algunas drogas, como los analgésicos opioides, conllevan un riesgo mayor y provocan adicción más rápido que otras.

Para salir adelante necesitas la ayuda de tu médico, tus familiares, tus amigos, grupos de apoyo y un programa de tratamiento organizado para superar tu adicción a las drogas y mantenerte alejado de ellas.

[ad_2]

Fuente de la noticia original

Affiliates