Casos de coronavirus siguen al alza en Xinjiang, China

 Casos de coronavirus siguen al alza en Xinjiang, China

Los casos de coronavirus siguen en aumentando en Xinjiang, una región noroccidental de China, donde el martes se reportaron 57 nuevos contagios.

Beijing confirmó su primer caso de transmisión local en más de dos semanas y en la provincia noroccidental de Liaoning, donde hay otro brote activo, se confirmaron seis nuevos enfermos. Estos, sumados a los cuatro contagios detectados entre viajeros chinos que regresaron al país elevó a 68 el número de infecciones detectadas en las últimas 24 horas.

Pese a los nuevos focos de infección, China parece haber contenido en gran medida el virus y la cifra oficial de fallecidos sigue en 4,634 entre 83,959 contagiados.

El brote en Xinjiang se centra en su capital, que es también la mayor ciudad de la región, Urumqi, donde las autoridades han restringido el transporte público, aislaron comunidades y ordenaron que la población en riesgo se someta a pruebas de detección del COVID-19.

En todo el país, el uso de mascarillas y los controles de temperatura siguen siendo obligatorios. La mayoría de los extranjeros no pueden ingresar al país y los ciudadanos chinos tienen que pasar una cuarentena de dos semanas antes de regresar a sus casas.

Por otra parte, Vietnam impuso el martes una cuarentena de dos semanas en la tercera mayor ciudad del país, Da Nang, con 1,1 millón de habitantes, tras detectar 15 casos de COVID-19 en un hospital. El transporte público de acceso y salida a la ciudad quedó suspendido.

Durante el fin de semana, miles de turistas, en su mayoría locales, tuvieron que suspender sus vacaciones en el popular balneario costero.

El domingo, el gobierno ordenó el cierre de todos los negocios no esenciales y pidió a la población que respetase la distancia social. El brote se detectó entre pacientes y trabajadores de un hospital de la ciudad. Con los nuevos contagios,Vietnam ha reportado un total de 438 casos de coronavirus, sin decesos.

El estado de Victoria, el foco del coronavirus en Australia, limitó las operaciones quirúrgicas no urgentes para poder enviar personal de enfermería de los hospitales a las residencias para ancianos, donde se producen la mayoría de las muertes de COVID-19, dijo el premier Daniel Andrews el martes.

Victoria registró 384 casos nuevos con seis decesos el martes, comparado con el récord de 532 casos el lunes. Andrews dijo que los residentes serán trasladados a hospitales si no se les brinda la protección adecuada. “Algunas de las historias que hemos escuchado, algunas cosas que han sucedido en esos ámbitos son simplemente inaceptables”, dijo Andrews sin entrar en detalles.

Fuente: Diario Libre

Deja un comentario